Ana Sofía Varela: química y energía renovable

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Convertir el dióxido de carbono (CO2) en un compuesto a base de carbono que pueda ser utilizado como combustible es la principal misión de la química Ana Sofía Varela, quien es investigadora del Instituto de Química de la UNAM.

“Mi proyecto se basa en tratar de usar energía eléctrica para generar reacciones químicas. En concreto, lo que nos interesa llevar a cabo es convertir el CO2 en algún otro compuesto a base de carbono (como hidrocarburos) que pueda servir como combustible o precursor de la industria química”, explica.

El método de Varela parte de utilizar un sobrante de energía eléctrica para producir reacciones de reducción-oxidación electroquímicas, y así poder aprovechar el dióxido de carbono CO2, un compuesto normalmente no deseado, y convertirlo en energía renovable.

“Yo me dedico a la electrocatálisis, que es un área de la química que relaciona la electricidad con las reacciones químicas, y esto es lo que vemos normalmente en las pilas. Lo que vemos es una reacción química que genera una corriente eléctrica, y yo me dedico a la reacción opuesta, es decir, a usar electricidad para llevar a cabo reacciones químicas que no ocurren en condiciones normales”, explica la investigadora.

En 2017, esta investigadora obtuvo la Beca para las Mujeres en la Ciencia L’Oréal-Unesco con el proyecto denominado: Materiales a base de carbón dopados con nitrógeno y metales de transición y su aplicación como electrocatalizadores en la reacción de reducción de CO2.

En marzo de 2019, Varela Gasque fue nombrada una de las 15 jóvenes científicas más prometedoras en todo el mundo (International Rising Talents) por la Unesco y Fundación L’Oréal. La científica mexicana recibió este reconocimiento en París, en la ceremonia de entrega de los premios internacionales L’Oréal-Unesco para las mujeres en la ciencia, que impulsan estos organismos para mejorar la representación femenina en las carreras científicas.

El gran reto de este tipo de pilas es bajar su costo de producción, ya que sus catalizadores funcionan con materiales escasos y costosos como el otro o el platino, por lo que hay diversos esfuerzos para hallar materiales alternativos que vuelvan costo-efectivo el proceso electrocatalítico. Y justo en este punto es que se vuelve crucial la investigación de Varela, quien pretende crear nuevos catalizadores que sean más eficientes y tengan un costo menor.

El estudio de los combustibles ha sido el eje de investigación de Varela, quien concluyó su licenciatura en Química en la UNAM en 2008, luego hizo una Maestría en Tecnologías y Combustibles para el Futuro en Madrid, y en 2013 obtuvo su doctorado en la Universidad Técnica de Dinamarca con la tesis “Reducción electroquímica de CO2 y procesos relacionados”.

“Es un orgullo que reconozcan mi trabajo; llevo ocho años haciendo investigación, desde que fui a estudiar al extranjero, y ahora de regreso es agradable que visibilicen a las mujeres en la ciencia y que motivemos a más chicas para seguir este camino. Seguimos siendo minoría y necesitamos hacernos notar más”, comenta la investigadora.

Con información de la UNAM y El Universal.

Share.

About Author

Leave A Reply